A nadie nos deja indiferente la idea de tener que preparar un gran evento. Ya sea por una boda, comunión, bautizo o por cualquier reunión familiar importante, pensar en todo lo que conlleva su puesta al punto nos quita el sueño.

Vivimos en la época de las tendencias, en la que todo se sube a las redes para compartir con el mundo nuestras vivencias y logros. Por ello, a la hora de preparar una celebración especial, queremos que todo sea perfecto.

Pero, para destacar por encima del resto, no se trata de ser extravagante o de hacer cosas que no estén a nuestro alcance. A continuación, te damos algunas ideas para tener el éxito garantizado.

Poner límites

En primer lugar, márcate unos máximos. Se trata de organizar un evento que esté dentro de tus posibilidades. Tener las cosas claras desde un principio, no solo en cuanto al presupuesto, sino también referente a la línea que quieres seguir, te evitarán preocupaciones y arrepentimientos futuros.

Sorprender

Mantener el suspenso de todos los detalles aumentará el factor sorpresa. Evita comentar tus pensamientos, pues te ahorrarás comentarios negativos que te hagan plantear si realmente es buena idea lo que habías planteado. Está claro que si lo has imaginado es porque te gusta y debes tirar hacia adelante. Y también, para que los invitados se sorprendan al descubrir todo lo que tienes preparado.

Evitar imprevistos

Tenerlo todo bien coordinado es imprescindible para que una fiesta sea una maravilla. Y como nunca se puede estar seguro de que algo no pueda fallar, lo mejor es tener siempre un “plan b”. Debes preguntarte sobre las cosas que pueden hacerte fracasar y tener una solución prevista a tiempo para todas ellas.

Haz una lista de todo lo que necesitas con suficiente tiempo, marca las cosas que dependan directamente de ti y las cosas que tendrás que contratar. Será con estas últimas con las que deberás estar más atenta y contratar lo necesario de manera que, si surge un contratiempo, haya una solución alternativa.

Prioriza los detalles

Está claro que cada vez es más difícil hacer algo que no se haya hecho antes o ir a un sitio nunca antes visitado. Por ello es tan importante el detalle. Es posible que tu celebración sea en el mismo lugar que el de un amigo, o que tu evento sea también tipo cóctel. Pero si cuidas los detalles, si el salón, el menú, la música, las sorpresas son diferentes y únicas, nadie quedará indiferente.

Antes de finalizar este post queremos darte un último consejo para garantizarte el éxito en tu celebración. Piensa siempre en lo que tú te fijas cuando vas a una fiesta. Hay una serie de cosas que a todos nos gustan y que valoramos por encima del resto. La decoración, la comida y la animación, son sin duda las estrellas.

Decorar para soñar

¿Quieres que tus invitados se sientan transportados a otro tiempo o lugar? Con la correcta decoración lo lograrás. Luces, mantelería, flores, atrezo, todo para conseguir un efecto que haga soñar a los participantes.

Comer para disfruta

Lo que ofrezcas a tus invitados debe entrar por todos los sentidos. Tanto es importante la materia prima como la forma de presentarla. Olores, sabores juegan un papel primordial igual que la primera imagen que tenemos de lo que se nos ofrece. Actualmente hay una gran oferta de servicios de catering donde encontrar la mejor opción para tus comensales.

Fin de fiesta para recordar

Tanto durante la velada como punto de final de fiesta, la música debe estar presente y ser adecuada para cada momento. Puedes también ofrecer actividades que hagan participar a todos. Algo apoteósico que garantice que cada invitado se marchará con un buen sabor de boca, será el broche final a una velada de ensueño.

Recuerda, planifica, organiza y disfruta al organizar una fiesta acorde con tus sentimientos. Solo así se podrá estar seguro de conseguir el éxito.

 

 

Celebraciones especiales
Etiquetado en:                    

Un pensamiento en “Celebraciones especiales

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Latitude: 41 deg 14 min 17.8 sec N Longitude: 1 deg 48 min 26.6 dec E